La enfermedad crónica bajo la urticaria: más allá del prurito
−ACERCA DE LA PORTADA−  El virus Epstein-Barr (EBV) es un gamma herpes virus que afecta humanos. La infección se adquiere principalmente durante la infancia o adolescencia; se presenta de manera asintomática o como un trastorno linfoproliferativo autolimitado que no requiere atención clínica. Sin embargo, afecta a más del 95% de la población adulta mundial y corresponde a uno de los virus oncogénicos más comunes en la especie humana: en promedio, cada año se asocia con 200,000 casos de cáncer. Interesantemente, solo un pequeño porcentaje de individuos infectados desarrolla procesos malignos, normalmente hospederos inmunocomprometidos o inmunodeficientes. EBV tiene un tropismo casi exclusivo por células B y de manera general la infección conduce a un estado latente o lítico, a partir de los cuales es posible desarrollar enfermedades y complicaciones. Las células citotóxicas NK y T CD8+ son los principales agentes inmunológicos que controlan y eliminan la infección por EBV. En este contexto, variantes genéticas que comprometan el desarrollo, proliferación, diferenciación, coestimulación y/o activación de células NK y T CD8+ predisponen al desarrollo de neoplasias o trastornos linfoproliferativos. Específicamente, se ha descrito la deficiencia, haploinsuficiencia o desregulación de ciertas proteínas citoplasmáticas, receptores de membrana, ligandos y transportadores de iones que afectan la función efectora de las células citotóxicas, y resultan en las secuelas más graves por EBV. Sin duda, el conocimiento ganado en este tema seguirá contribuyendo a diagnósticos más oportunos y el desarrollo de mejores estrategias terapéuticas en la clínica.     Breve descripción de la portada: Dres. Arturo Gutiérrez Guerrero, Sara Elva Espinosa Padilla y Saúl Oswaldo Lugo Reyes.   Agradecimiento especial por la elaboración y diseño de la portada: DG. Diana Gabriela Salazar Rodríguez.
PDF
XML

Palabras clave

Dermatitis herpetiforme
Lesiones eritemato-papulosas
Anticuerpos antinucleares
Biopsia cutánea
Anticuerpos de celiaquía
Locus
HLA-DQ2
DQ2.5 con heterocigosis
Dapsona
Urticaria crónica

Cómo citar

La enfermedad crónica bajo la urticaria: más allá del prurito. (2024). Revista Alergia México, 71(1), 44-46. https://doi.org/10.29262/ram.v71i1.1245

Plaudit

Resumen

Antecedentes: Los exantemas cutáneos eritemato-papulares de breve duración sugieren el diagnóstico clínico de urticaria; no obstante, puede tratarse de otro tipo de dermatitis, y para establecer el diagnóstico deben llevarse a cabo exploraciones complementarias.

Reporte de caso: Paciente femenina de 53 años, diagnosticada en 2016 con linfoma difuso de células B grandes, en remisión completa. Desde el 2010 manifestó episodios de lesiones eritemato-papulosas, de 24-36 horas de duración. Recibió antihistamínicos, corticoides y omalizumab sin mejoría clínica. La determinación de ANA resultó positiva (1/320), con patrón mitótico nuclear. La biopsia cutánea fue compatible con dermatitis herpetiforme. El estudio de anticuerpos de celiaquía y locus mostró positividad para HLA-DQ2 y DQ2.5 con heterocigosis. Se estableció el diagnosticó de dermatitis herpetiforme. El tratamiento consistió en dieta exenta de gluten y prescripción de dapsona, con resultados satisfactorios.

Conclusión: Es importante establecer el diagnóstico diferencial de pacientes con urticaria crónica que no responden al tratamiento de referencia, además de efectuar el examen clínico y la exploración física exhaustivos antes de iniciar el protocolo, y apoyarse de un equipo multidisciplinario para establecer el diagnóstico certero y tratamiento adecuado. Debido a los efectos secundarios de la dapsona, es imprescindible el seguimiento posterior de los pacientes.

PDF
XML

Referencias

Konstantinou GN, Asero R, Ferrer M, Knol EF, et al. EAACI taskforce position paper: Evidence for autoimmune urticaria and proposal for defining diagnostic criteria. Allergy 2013; 68 (1): 27-36.

Marzano AV, Tavecchio S, Venturini M, Sala R, et al. Urticarial vasculitis and urticarial autoinflammatory syndromes. G Ital Dermatol Venereol 2015; 150 (1): 41-50.

Durazzo M, Ferro A, Brascugli I, Mattivi S, et al. Extra-intestinal manifestations of celiac disease: what should we know in 2022. J Clin Med 2022; 11 (1): 258.

Reunala T, Hervonen K, Salmi T. Dermatitis herpetiformis: an update on diagnosis and management. Am J Clin Dermatol 2021; 22 (3): 329-338.

Antiga E, Caproni M. The diagnosis and treatment of dermatitis herpetiformis. Clin Cosmet Investig Dermatol 2015; 8: 257-65.

Ohshima Y, Tamada Y, Matsumoto Y, Hashimoto T. Dermatitis herpetiformis Duhring with palmoplantar keratosis. Br J Dermatol 2003; 149 (6): 1300-2.

García-Vázquez A, Guillen-Climent S, Pinazo-Canales MI. Acral purpura in dermatitis herpetiformis. JAMA Dermatol 2020; 156 (6): 695.

Creative Commons License

Esta obra está bajo una licencia internacional Creative Commons Atribución-NoComercial 4.0.

Derechos de autor 2023 Revista Alergia México

Downloads

Download data is not yet available.